Preguntas Frecuentes

Porque la dieta y el ejercicio se complementa de modo IDEAL para el descenso de peso en el paciente obeso?

Porque la dieta equilibrada disminuye la ingesta de calorías y la actividad física aumenta el gasto de energía; además de reducir la grasa corporal, previene la disminución de masa magra ( musculo, hueso vísceras y grasa buena) esencial para mantener una buena salud.

¿Cómo puedo aprender a comer?

Uno de los cambios principales que deberá de realizar es en el tamaño de las porciones que consuma, así también deberá de comer en un mayor número de veces al día alrededor de 5 a 6 veces al día. También, deberá de masticar un mayor número de veces cada bocado, evitar comer y tomar agua juntos. Muy importante, ¡Tómese su tiempo para comer!, escoja un lugar tranquilo donde tomar sus alimentos y hágalo su lugar para comer, coma siempre con cubiertos incluso pequeñas porciones y baje los cubiertos entre bocado y bocado, converse entre bocados. Cocine sus alimentos de manera sencilla (cocidos, hervidos, asados, al vapor, evite aceites).

Se puede curar la obesidad?

Según la OMS (Organización Mundial de la Salud) la obesidad es una enfermedad crónica y como tal necesita tratamiento y seguimiento de por vida, por un equipo multidisciplinario para ser controlada y así evitar complicaciones. Un paciente con obesidad que ha alcanzado su peso ideal no debe creer que se ha curado, tendrá que continuar con los cambios de sus hábitos, conservar aquellas conductas saludables y realizar chequeos médicos para mantener esta condición bajo control. De esta definición podemos desterrar además la creencia popular de muchos que se definen como “obesos sanos” ya que, más allá de los resultados que pueden dar ciertos estudios médicos, esta condición de por si establece un estado de enfermedad que predispone a numerosas patologías, muchas de ellas crónicas también, como la diabetes o las enfermedades cardiovasculares entre otras.

Qué cantidad de líquidos debo tomar para estar bien hidratado?

Su cuerpo depende del agua para sobrevivir Cada célula, tejido y órgano en su cuerpo necesita agua para funcionar correctamente. Por ejemplo, su cuerpo utiliza agua para mantener su temperatura, eliminar los desechos y lubricar las articulaciones. Una recomendación saludable es beber entre 6 a 8 vasos de agua todos los días. Si le preocupa que no está bebiendo suficiente agua, revise su orina. Si su orina generalmente no tiene color o es ligeramente amarilla, es probable que esté bien hidratado. La orina de color amarillo oscuro o ámbar es un signo de deshidratación.

¿Influyen nuestras emociones en la ingesta alimentaria?

Sí. Las emociones son un aspecto fundamental en nuestras vidas. Muchas veces uno de los recursos que usamos para manejar o bloquear las emociones que no nos agradan (enojo, odio, rabia, tristeza, angustia) es la comida. Utilizamos la comida como un modo de regular las emociones, la misma puede transformarse en un modo de calmarnos, darnos consuelo, seguridad, tranquilidad o placer. Por esto es tan importante trabajar los aspectos emocionales y psicológicos, en un espacio psicológico dentro de un tratamiento para el descenso de peso.

Tengo ademas de obesidasd, artrosis ¿puedo hacer actividad física?

La obesidad es un factor de riesgo para el desarrollo de la artrosis, por lo cual una actividad física regular ayuda a disminuir el riesgo de la misma; además si la actividad es bien controlada, se pueden disminuir las lesiones o la sobrecarga, disminuyendo el riesgo de osteoartrosis. Para el tratamiento inicial debe determinarse la articulación más afectada e indicar trabajos que no impliquen sobrecarga de la misma. Ej.: si Ud. Presenta artrosis en las articulaciones de rodillas o tobillos estaría contraindicado salir a caminar como actividad principal de su programa de reacondicionamiento físico.

¿Los problemas tiroideos se curan con el tratamiento para la obesidad?

En general, los problemas tiroideos no se curan bajando de peso, lo que sí sucede, es que las dosis de las hormonas requeridas son menores, debido a que éstas dependen del peso corporal del paciente y a que al reducir peso, mejoran su absorción.